29 ene. 2014

Construyendo tu propia lámpara E27/E14 LED calidad CREE con 700 lúmenes y 6W de consumo

Lámpara montada con piezas recicladas
Actualización (abajo) 15/11/16: Tras dos años de uso, el transformador chino no ha aguantado más y ha ¡explotado!. Los Leds están perfectos; sólo hay que cambiar el trafo.

En esta entrada veremos cómo construir una lámpara LED para tu casa con 700 lúmenes de potencia con tan sólo 6W de consumo utilizando 3 chips CREE XML T6 blanco puro alimentados a 166 mA cada uno (6W/12V=0,166A), un controlador de 220V con salida de 12V y 6W de potencia, y un casquillo similar a éste, aunque yo he usado un disipador reciclado de otra lámpara LED de 7W (de plástico termoconductor) y un casquillo fino E14 de una vieja lámpara de bajo consumo. Coste total: 18€

Los chips LED CREE son caros, pero dan mucha luz por vatio, de gran calidad y duraderos, aguantan las peores condiciones de trabajo.
Al hacer trabajar los LED muy por debajo de su potencia nominal (a tan sólo un 25% según su hoja de especificaciones) obtenemos más luz por vatio, a la vez que reducimos su temperatura y alargamos su vida hasta pasadas las 30.000 horas. Una bombilla en la que se estropeará antes el driver (vida estimada de 10.000 horas por su condensador electrolítico) antes que los LED. Además el CRI (exactitud de colores) aumenta cuanto menor es la corriente.

25 ene. 2014

La humedad en casa: Orígenes y posibles soluciones

Típica rejilla para embellecer agujeros de ventilación
Cuando la humedad aparece en nuestra casa, lo más importante es averiguar su origen, ya que de ello depende el aplicar una solución correcta y duradera, evitando el gasto en vano de tiempo, energía y dinero.
La humedad no sólo estropea las paredes y todo tipo de material orgánico (moho en el cuero, madera, etc), sino que su falta de tratamiento puede ser origen de problemas de salud; hongos, problemas respiratorios (asma, alergias), etc. Mientras no se busque una solución definitiva, debemos intentar mantenerla en unos rangos saludables (del 45 al 65% de saturación) con un deshumidificador por ejemplo.
Para descubrir su origen, hay que analizar los daños que produce; hay veces que está bastante claro y subsanable, otras que por defectos de construcción de la vivienda o humedad de origen ambiental (ocupación y/o clima) que hace más difícil su tratamiento: